LA PRENSA GRÁFICA Y SUS LÁGRIMAS DE COCODRILO


Este día LA CASA DE ÓSCAR PERDOMO LEÓN tiene de invitado a Danilo Colindres, quien tiene su opinión sobre los sucesos recientes sobre el fotoperiodista que congeló con su cámara fotográfica los momentos de violencia en que un estudiante asesinaba a otro sólo para robarle su camiseta y mostrarla como trofeo. Este hecho ocurrió justo cuando en El Salvador hay más o menos 14 muertes diarias por violencia y se discute si se juzga o no a los menores como adultos.

Nadie en su sano juicio está criticando o enjuiciando al periodista que tomó las fotos de la discordia. Es más que evidente que éste no tuvo nada que ver con el hecho de violencia registrado ni con su publicación en el rotativo: la decisión la tomó el equipo de editores y los dueños del medio. A estos es a quienes la Jueza ha puesto en investigación y ordenado que dejen de publicar -no las acciones y los cuerpos de los implicados, sino las caras de los mismos.

Los dirigentes de LA PRENSA GRÁFICA (LPG) fustigan y continuamente claman porque se haga justicia contra los delincuentes; pero cuando ellos son enjuiciados por quebrantar la Ley, son los primeros en llorar y quejarse de lo intolerable de enfrentarla. Y a Uds. señores editores y propietarios: ¿quién los fiscaliza?

Queridos lectores: todos estamos bajo la sombrilla de la Ley. Ninguna jueza ha ordenado que cierren el medio de comunicación. Si tanto defienden el concepto de la Ley, ¿por qué no aceptar que pudieron haberla infringido y que por lo tanto son también susceptibles de ser llevados a un juicio por ello, donde también contaran con la posibilidad de defenderse con todos los argumentos plausibles que quieran? Si a la jueza Ponce le pareció que había razón de enjuiciamiento, entonces tenía el deber de girar las respectivas instrucciones. Y estas instrucciones no son de carácter penal ni mucho menos. Es una demanda con implicaciones civiles nada más.

Ayer estos mismos medios alegaban que ellos no podían estar bajo la Ley Penal. Hoy tampoco quieren ser objeto de demandas civiles. Y entonces ¿qué defensa podemos tener nosotros los ciudadanos corrientes ante el poder absoluto que demanda el cuarto poder, el poder mediático?

LPG además ha recurrido a buscar apoyo “popular” entre todos los miembros de su equipo de redactores. Todos ellos aparecen en una fotografía apoyando a sus editores y dueños que son los verdaderos responsables de que se abusara contra el menor infractor. ¡Qué descaro! Si ellos son sus empleados, sus súbditos, que por fuerza temen ser despedidos por sus jefes. ¿Por qué no pedirles su opinión anónima? Mientras haya una amenaza sobre sus cabezas ningún empleado osará contrariar los deseos de su patrón.

¿Por qué no someterse al juicio y afrontar a la jueza sin andar tras el apoyo del pueblo azuzándolo a su favor o escudándose en periodistas que nada tuvieron que ver con la publicación de la noticia vendedora?

Cumplamos con la Ley pero todos sin excepción y especialmente aquellos que gozan de ser lideres de opinión, de ser lideres de la sociedad, de ser dirigentes, de poseer poder por encima de la mayoría de nosotros, de pertenecer a la clase influyente. Que demuestren con argumentos que no han cometido falta, ante personas entendidas y no ante un pueblo intimidado y a merced del cuarto poder. Señores de LPG: basta de lágrimas de cocodrilo, sean valientes y transparentes, salgan, den la cara que ahora esconden detrás de periodistas diligentes e inocentes que nada tienen que ver con los supuestos abusos por lo que se les acusa. Den el ejemplo y digan: “si hemos cometido algún abuso en nuestra labor, aquí estamos para aceptar nuestra responsabilidad social. Por el momento no nos sentimos culpables y esperamos demostrarlo ante las instancias correspondientes. Nosotros no tememos a la Ley: la defendemos y nos sometemos con confianza a su Imperio.”

Texto:
Danilo Colindres

Breve nota de opinión: yo personalmente, como Óscar Perdomo León, creo que ya no deben esconderse los rostros de los asesinos, no importa si son menores o adultos.

Fotografía extraída de La Prensa Gráfica:

http://www.laprensagrafica.com/el-salvador/judicial/100875-encarcelados-.html

3 comentarios

  1. ¿Por que se esta enfocando el tema en una guerra de poderes?
    El verdaero problema es que la ley del menor infractor esta creando mas problemas que soluciones.
    Por lo tanto apoyo la reforma de ley de bajar las edades de menor a 14 años. Otro de los grandes problemas es la falta de la inserción social de los reos incluyendo los menores infractores.

    Me gusta

  2. CONTESTACION.

    UD dice que por qué preocuparnos por “la pugna de poderes” y no por la ley propiamente dicha. Trataré de responderle lo mejor posible y le adelanto que no me ha sido fácil.
    1- las leyes en general son el resultado de la configuración de poder de cada nación. Si en el país existiera una sola fuerza política –como en las dictaduras- entonces esa omnímoda fuerza es la que decide como y qué modificar de las leyes de la republica. El problema reside en que esa fuerza decide si nos consulta a UD o a mi si nos parecen los cambios. No se a UD pero a mi me gustaría que me consultara y que de alguna manera me tomara en cuenta.
    2- Por lo tanto a mí –persona sin puesto de poder de decisión- me interesa que exista algún grado de pugna de poderes: así se abren espacios de discusión y debate para los ciudadanos comunes, cuya lealtad las fuerzas contendientes se disputan.
    3- Los Medios de Comunicación son un poder más del estado: influyen en las decisiones importantes que se toman.
    4- Los dueños de estos medios son los que verdaderamente ejercen el poder sobre lo que en ellos se publica o deja de publicar: ni UD ni yo ni los periodistas a su servicio lo decidimos.
    5- Los dueños son entonces el poder detrás de los medios. Y como todo poder, busca fortalecerse. Es lo normal en la dinámica del poder: volverse absoluto.
    6- Es probable que UD como yo estemos de acuerdo que los medios no deben ser sometidos a la ley penal. Yo pienso que deben ser sometidos a la ley civil porque nadie –aun menos un poder real del estado- debe ejercer poder absoluto: el poder absoluto corrompe absolutamente.
    7- Todo poder debe enfrentar un contrapoder. Los pesos y contrapesos son la mejor garantía del bienestar de la ciudadanía.
    8- Todo poder intenta ser absoluto y siempre le sobrarán justificaciones a fin de librarse de los debidos contrapesos. Los medios de comunicación en El Salvador arguyen que el derecho a la información es el principio absoluto: se beneficia a toda la nación. Si UD lo piensa detenidamente la esencia del argumento es idéntica a la que utilizan todas las dictaduras y regimenes totalitarios: por Razones de Estado o de la protección y seguridad de la sociedad se han cometido todos los desatinos, abusos y atrocidades en la historia de la humanidad.
    9- La Prensa Grafica infringió la Ley tal cual existe en el presente, nos guste esta o nos disguste.
    10- A UD parece que le disgusta: tiene el derecho de impulsar los cambios que le parezcan necesarios.
    (Continúa)
    DANILO COLINDRES

    Me gusta

  3. CONTINUACIÓN

    11- A mí me no me disgusta tanto como a UD: también tengo el derecho que a UD le asiste.
    12- A UD no le disgusta la postura de los dueños del periódico porque en algún grado la comparte. Entonces, UD razona y dice “¿por qué oponérsele a LPG si esta en lo correcto?”
    13- Yo en algún grado no la comparto. Entonces digo: “tenemos que oponernos a LPG!”
    14- Colóquese ahora UD en mi lugar: UD no comparte una postura que apoya la prensa nacional: ¿no le gustaría que esa fuerza política se viera enfrentada a otra que le proporcionara a UD la posibilidad de que sus puntos de vista también fuesen tomados en cuenta? A mi me interesaría escucharlos para debatirlos y combatirlos sino estoy de acuerdo o incorporarlos a una mejor visión o propuesta.
    15- En la medida que se limita la Razón de la Fuerza (militar, económica, ideológica) se fortalece automáticamente la Fuerza de la Razón, ¿no le parece?
    16- LPG y otros medios de comunicación congéneres han ejercido una presión desmedida y muy por encima de la ejercida por la Jueza para lograr el favor popular, el suyo como el mío: para ello ha contado con una tribuna de alcance nacional dándole apenas cobertura a los puntos de vista de la Jueza y a quienes la apoyamos. ¿UD cree que me darían espacio para exponer mis ideas contrarias a las suyas?
    17- ¡Solo los artistas deberían gozar de completa libertad para publicar sus obras aunque nos escandalicemos todos con sus atrevimientos y transgresiones a nuestra complaciente moralidad!
    18- Los opinantes tampoco deberíamos ser obstruidos o censurados, aunque no amenacemos y, por lo contrario, defendamos la moralidad imperante.
    19- Lo que esta en juego en esta discusión no es la ley del menor en si: sino el proceso que debe de seguirse para cambiar, modificar o reafirmar cualquier ley. La prensa nacional esta empecinada en crear un ambiente hostil al debido proceso de buscar las mejores soluciones con serenidad y buen juicio (que es lo que a todos nos interesa.)
    20- Si UD confía en LPG porque el poeta Escobar Galindo trabaja con ellos le aconsejo que no se equivoque: el poeta no es dueño ni editorialista del periódico y hasta la fecha no se ha pronunciado a favor de ellos.

    DANILO COLINDRES

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s