PITAS DEL MISMO CUERO

???????????????????????????????

Las elecciones presidenciales de este año en El Salvador no son una cosa de gran importancia para mí. Deberían serlo, pero no lo son. ¿Y por qué me siento yo de esa manera? ¿Y por qué muchos compatriotas sienten lo mismo que yo?

Creo que muchos salvadoreños nos sentimos así, con poco interés hacia ese juego de falsedad de los políticos mal llamado elecciones, porque ya nos cansamos de su egoísmo sin límites y de su ignorancia tan burda y obvia, ya nos cansamos de su inmenso y genuino desinterés por los verdaderos problemas del país.

¿Qué nos ofrecen los políticos de El Salvador? Nada bueno y nada nuevo. Sólo el mismo parloteo mentiroso y poco profundo, las acusaciones mutuas y el sinsentido. Ninguno piensa en serio sobre el futuro de nuestra patria. Ninguno ha sido creativo. Ninguno está realmente comprometido con mejorar a El Salvador.

Sánchez Cerén, Quijano y Saca, los principales contendientes que buscan la silla presidencial, no son más que pitas del mismo cuero. Sus propuestas electorales son una verdadera burla para el pueblo. Todos prometen el cielo; pero ninguno nos aclara cómo logrará alcanzar ese cielo.

Y los grupos de poder, la gente de dinero y dueña de este país, ¿qué piensa? A esta gente sólo le interesa un pueblo ignorante e inclinado al consumismo.

Me voy lejos con la imaginación y pienso en países que, después de grandes tragedias y pobrezas, se han levantado poco a poco, en dirección y en la búsqueda del bienestar de toda su gente. Regreso a la realidad que vivimos y veo justamente todo lo contrario, es decir, gobiernos de derecha (incluyendo al FMLN, que funciona como otro partido más de derecha) que sólo buscan hundir más a El Salvador.

¿Es que acaso no podemos tomar otro rumbo? Los que dirigen este país tendrán que escucharnos.

Propongo que vayamos a votar, pero que anulemos nuestro voto.

Yo, por mi parte, gritaré mi rechazo a los políticos salvadoreños dibujando en la papeleta de votaciones una carita feliz o a la Siguanaba -porque no sé si reír o llorar- y le daré mi voto a mi lindo dibujito.

Texto y fotografía:

Óscar Perdomo León

*

Fotografía: Teoria del rebalse.
Artículo relacionado: AÑO NUEVO, VIDA NUEVA EN EL SALVADOR | LA ESQUINA DE ÉRIKA Y ÓSCAR